bohionewslogo-small

bohionewslogo-small

EDICIÓN ESPECIAL

ShowcaseCotorrita

EDICIÓN ESPECIAL

Al hacer una retrospectiva de lo que ha ocurrido en el mundo, debemos admitir que en los últimos 50 años los cambios son impresionantes. Bohío, fundada hace cinco décadas, está sembrada en las raíces de los cambios que se producen en el país con el desarrollo del sector económico más brillante del que ella forma parte desde 1966.

Ediciones Cabrer celebra jubilosa que su producto editorial sea reconocido como la única revista dominicana que ha cumplido el medio siglo de circulación ininterrumpida. Bohío ha logrado permanecer a través del tiempo trabajando por la difusión y promoción del turismo con su presencia en los eventos más importantes del calendario turístico internacional.

Fundada en 1966 por Luis Augusto Caminero Jiménez (+) y quien suscribe, cuando todavía las “fuerzas interamericanas” mantenían el corredor de seguridad que custodiaba la ciudad de intramuros, y para nuestros amigos y consejeros, era un proyecto impensable condenado al fracaso.

Sin dudas, lanzar un medio de comunicación al mercado con una línea editorial dedicada a una actividad que debía promover las bellezas naturales del país para atraer visitantes, en un momento en el cual la promoción internacional mostraba los remanentes de la contienda de abril, era una utopía…, un tema de ciencia ficción, pero, según Thomas Cook, las personas tienen muchos motivos para viajar, entre ellos comprobar si todo lo que se dice es cierto y cuáles son las oportunidades que ofrece el desastre. De ahí, sin más preámbulos y sin contar las penas y vicisitudes, hemos logrado que Bohío sea desde entonces la revista dedicada a proclamar las condiciones que nos concedió la naturaleza para desarrollar el turismo. Los estudios, análisis, las opiniones y los eventos que recolecta en su trayectoria son un legado a la realidad que vivimos en el día de hoy que proclama al turismo como la locomotora del desarrollo nacional.

Testigo editorial de lo acontecido en el desarrollo del sector turístico nacional e internacional desde hace cinco décadas, a partir de este momento inicia la recopilación digital de su documentación histórica con miles de artículos y fotografías que servirán como referencia para las presentes y futuras generaciones, no solo ligadas al sector turístico, sino también por ser un aporte social de envergadura sin precedentes para el público en general. 

La importancia del proyecto radica en salvaguardar y llevar con el mejor canal de comunicación existente los contenidos de Bohío desde su primera edición, en una plataforma de información interactiva de fácil manejo que permita al usuario la búsqueda de contenidos por nombre, por década o por edición. No solo estarán las versiones escaneadas de las ediciones como complemento visual, también permitirá la búsqueda a través de los principales “search engines” redirigidas al dominio Tourispedia, que persigue de esta forma ser la referencia bibliográfica del legado que pretendemos entregar a los profesionales de la industria turística nacional e internacional, estudiantes de carreras turísticas, desarrolladores e inversionistas de proyectos, historiadores y público en general interesado en contenidos históricos y de imágenes. 

Un aporte interesante son las fotografías dentro del ambiente social, que se inicia en la década de los 60, cuando una cámara fotográfica no era tan común, y presenta a los usuarios una colección de miles de imágenes que en su mayoría estaban resguardadas por falta del apoyo visual. En ellas figuran nuestros empresarios pioneros, artistas, reinas de belleza, políticos, agremiados, visitantes distinguidos, jóvenes que hoy son ejecutivos con poder de decisión, inauguraciones de hoteles y proyectos, lanzamientos de marcas líderes y firmas de acuerdos, entre otros.

La buena noticia es que el alcance es infinito, pues cada bimestre se ha de enriquecer con los contenidos de las nuevas ediciones que aportan secuencias actualizadas, las que trascienden internacionalmente como una página de consulta y búsqueda por el canal de distribución que nos permite internet.

Estoy consciente de que si no conocemos la historia estamos condenados a repetir los errores; por ello me permito extender una invitación de carácter único para compartir la responsabilidad que conlleva impulsar un proyecto de esta envergadura que trasciende sin precedentes el área del turismo y que aportará el apoyo social que nuestro país se merece.

Misión cumplida

ShowcaseCotorrita

Hemos perdido al último de los grandes héroes que ha dado nuestra querida tierra. Despedimos al general Antonio Imbert Barrera, último sobreviviente de la gesta heroica que hace 55 años puso fin a una de las épocas más negras de nuestra historia, la abominable dictadura de Rafael Leónidas Trujillo.

Las palabras son pocas para honrar a quien abrió el camino que instauró el más largo período democrático que ha disfrutado República Dominicana. Me permito citar el editorial que publicó el periódico El Día, que dirige mi amigo Rafael Molina Morillo. Creo que el sentir de todo un pueblo está reflejado en esas palabras. No lo hubiéramos podido expresar mejor.

¡Silencio y paz para nuestro querido Don Antonio! 

Misión cumplida

Murió el general Antonio Imbert Barrera y crece y se engrandece el héroe del 30 de mayo de 1961. Tienen sus restos el peso de los inmortales de nuestra Historia patria.

El general Antonio Imbert Barrera contribuyó al florecimiento de la democracia dominicana.

No estuvo solo en esa misión. Siempre pensó en que la República Dominicana merecía un futuro mejor. Vivimos en el Estado libre, en la República democrática que somos hoy gracias a que hombres con valor se impusieron la misión de sacarnos del oprobio de una dictadura que derramó, antes de caer abatido Rafael Leónidas Trujillo, la sangre de buenos y verdaderos dominicanos.

El pueblo dominicano, contrario a despedirlo con lágrimas, tiene una deuda con él, y en actitud de respeto se levanta y le tributa un amplio aplauso, largo, profuso y profundo.

Tiene Imbert Barrera el alto privilegio que pertenece a la estirpe de hombres que no se lloran. Que se escuche en nuestros corazones esa ovación, que se escuche esa salva de aplausos a nivel nacional.

Cumplió con su deber y la patriótica responsabilidad que recayó, en su tiempo, sobre sus hombros. Cumplió su misión, le restituyó al país los aires de libertad. Una libertad de la que se privó a la República Dominicana durante esa larga noche de 30 años de opresión, muertes, ultrajes y pesadumbre.

Todo el pueblo dominicano se une en este último adiós. ¡Misión cumplida general Antonio Imbert Barrera! ¡Descanse en paz!.

Períodico El Día. Miércoles 1 de junio de 2016.

Tiempo de compartir

ShowcaseCotorrita

Nos llega la época más linda del año y es un privilegio compartir con nuestras apreciados clientes y suplidores, la alegría  que nos causa a todos la Natividad de Jesús.  Es también tiempo propicio para reflexionar y agradecer a nuestro Gran Dador por todo cuanto hemos recibido en el año. Pero también es un tiempo donde se nos ofrece la oportunidad de compartir con otros lo que hemos recibido… y Dios ha sido bueno.

Creemos que la mejor forma de invertir nuestros fondos para celebraciones y regalos, es contribuyendo al bien, la esperanza y el amor para que en algunos hogares necesitados se pueda sentir la felicidad y la alegría de la Navidad.

Para eso, Ediciones Cabrer, en nombre de todos nuestros empleados, clientes, suplidores y amigos, haremos ese aporte a la Fundación Futuro Cierto, dedicada a rescatar y mejorar la calidad de vida de las familias hacinadas en el barrio El Caliche, Villa Duarte.

Pedimos a Fray José María Guerrero, quien dirige la fundación, que reciba esta contribución y bendiga a nuestros clientes leales, por esta obra de amor que llevará un poco de aliento y esperanza a los menos favorecidos 

La Familia Ediciones Cabrer al agradecer su comprensión y valiosa contribución, les desea a todos una Navidad feliz colmada de bendiciones y un año 2016 mirando el futuro cargado de esperanzas.

El reperpero con Haití es un “mejunje” que no es “paja pa´la gaisa”

ShowcaseCotorrita

Colón entró por La Isabela con sus tres carabelas y Sir Francis Drake en su Golden Hind inglés, llegó por La Tortuga. ¿Cuánto tiempo ha pasado? Más de cinco siglos. 

Desde entonces hasta nuestros días los países europeos y otras potencias del norte y allende los mares se disputan la hegemonía de esta isla enclavada en el corazón del Caribe. Por aquí pasaron los más connotados exploradores y explotadores del mundo conocido y no hace falta hacer el recuento histórico de sus “proezas” ni de toda la sangre derramada por ese afán de lucro desmedido, con el que lograron diezmar las poblaciones indígenas y apoderarse de las riquezas de esta tierra pródiga bendecida por Dios. 

Esas inconductas, todavía sin sanción, que generan razonamientos comprimidos en la memoria histórica de nuestros pueblos, también han logrado crear conciencia y forjar el temple de los dominicanos que ya no transigen en volver un paso atrás porque entienden que pasó la época de cambiar oro por espejitos, y nada ni nadie puede lograr en estos tiempos que una nación independiente ceda sus derechos ciudadanos éticos y económicos a la codicia de los rapaces irresponsables que deambulan para pescar en mar revuelto. 

Hasta ahora todos los intentos anteriores realizados para regularizar lo concerniente a la migración de los extranjeros que llegan al país y deciden quedarse a vivir aquí de manera irregular, han fracasado. Del 1938 en adelante no han valido los tratados, convenios ni modus operandi firmados por estos dos países refrendados por los organismos internacionales y el poder hegemónico del mundo. 

Hoy el gobierno de República Dominicana auxiliado por las facilidades que ofrece la tecnología le ha dado un giro copernicano al asunto, al crear una plataforma técnicamente viable para llevar a cabo un plan “maestro” de normalización de extranjeros. 

Ese Plan Nacional de Regularización de Extranjeros que anunció el gobierno hace dos años, a partir del 15 de julio del 2015 procedió a entregar en todo el territorio nacional los carnés a los extranjeros que completaron a tiempo el proceso acatando el llamado de las autoridades. Del registro de 300.000 haitianos, más de 200.000 lograron acogerse al plan que les permite de ahora en adelante residir legalmente en nuestro país. 

Consciente de que se está haciendo lo que nunca se ha hecho, me permito con todo respeto compartir mi sueño con el presidente Danilo Medina, para coronar su obra mas allá de sus mandatos. 

 1. Señor Presidente, enarbole de nuevo su “varita mágica” y aproveche la promoción que nos mantiene en la palestra pública global para licitar, también a escala mundial, la construcción de la Autovía Internacional del Caribe. Iluminada con led desde Montecristi hasta Pedernales, son apenas
391 km (en su gobierno se acaban de inaugurar dos Autovías que suman más de 390) con un puente sobre el Río Artibonito y otro sobre el Masacre, para que nunca más “se pase a pie”. 

2. Tan pronto inicie la construcción, que sería administrada por fideicomiso, solicitar al señor Ban Ki-moon la intervención de sus buenos oficios para gestionar una donación para Haití de dos hospitales materno-infantiles colocados a 100 km distantes uno de otro en la ladera oeste de la vía. Uno donado y administrado por el Reino Unido, que honraría la memoria de Sir Francis Drake, y el otro donado y administrado por Francia para reconocer a Toussaint L'Ouverture, el libertador de sus esclavos. Por supuesto, en esa ladera oeste debe seguir la Misión de la OTAN (MINUSTAH) vigilando la zona.

3. En la ladera este, que debe vigilar y preservar con celo el Ejército dominicano que habla creole y una comisión de frontera presidida por usted, compuesta por los ministros de la Presidencia, las Fuerzas Armadas, Aduanas, Migración, Turismo, Relaciones Exteriores, Interior y Policía y la DEA, para que a una sola voz se enmiende la plana en cada situación. 

El gobierno dominicano otorga facilidades a través del CEI-RD y las PYMES para invertir en instalaciones de zonas francas y réplicas del Merca-Santo Domingo, ubicados en Montecristi, Dajabón, Restauración, Elías Piña, La Descubierta, Jimaní y Pedernales, “pa’ que se acabe la vaina” de denostar la calidad de los productos dominicanos a través del “Lobbying Disclosure Mendaz” que emprenden las élites haitianas, dominicanas y extranjeras siempre que desean llamar la atención mundial para lesionar a República Dominicana. 

Señor Presidente, el reperpero con Haití es un “ mejunje” que no es “paja pa´la gaisa”, pero si usted enarbola su “varita mágica” se acabó la oscuridad... el paso de “monte y culebra”… el cruce de “maco con cacata” y yo desperté del sueño hondo y profundo en que dormía. ν

Se acabó la oscuridad..., el monte y culebra… y el cruce de maco con cacata...

Colón entró por La Isabela con sus tres carabelas y Sir Francis Drake en su Golden Hind inglés, llegó  por La Tortuga. ¿Cuánto tiempo ha pasado? Más de cinco siglos.

Desde entonces hasta nuestros días los países europeos y otras potencias del norte y allende los mares se disputan la hegemonía de esta isla enclavada en el corazón del Caribe. Por aquí pasaron los más famosos exploradores y explotadores del mundo conocido y no hace falta hacer el recuento histórico de sus “proezas” y de toda la sangre derramada por ese afán desmedido de conquista, con el que han logrado diezmar las poblaciones indígenas y apoderarse de las riquezas de esta tierra pródiga bendecida por Dios.

Esas inconductas que generan razonamientos comprimidos en la memoria histórica de nuestros pueblos, también han logrado crear conciencia y forjar el temple de los dominicanos que no transigen en volver un paso atrás porque entienden que ya pasó la época de cambiar oro por espejitos, y nada ni nadie puede lograr en estos tiempos modernos que una nación independiente ceda sus derechos ciudadanos éticos y económicos a la codicia de los rapaces irresponsables que deambulan para pescar en mar revuelto. 

Hasta ahora todos los intentos anteriores realizados para regularizar lo concerniente a la migración de los extranjeros que llegan al país, y deciden quedarse a vivir aquí de manera irregular, han fracasado. No han valido convenios ni modus operandi.

Hoy el gobierno de República Dominicana auxiliado por las facilidades que ofrece la tecnología le ha dado un giro copernicano al asunto, al crear una plataforma técnicamente viable para llevar a cabo un plan “maestro” de normalización de extranjeros.

Ese Plan Nacional de Regularización de Extranjeros que anunció el gobierno hace dos años, procedió el 15 de julio de 2015 a entregar en todo el territorio nacional los carnés a los extranjeros que completaron a tiempo el proceso acatando el llamado de las autoridades. Del registro de 300 mil haitianos, más de 200 mil lograron acogerse al plan que sin dudas les ofrece paz mental y resguarda los derechos de esas personas que de ahora en lo adelante pueden residir legalmente en nuestro país.

Consciente de que se está haciendo lo correcto, lo que nunca se ha hecho, me permito con todo respeto compartir mi sueño con el  presidente Danilo Medina, para que logre coronar su obra:

1.- Señor presidente, aproveche la promoción que nos mantiene en la palestra pública global y licite, también a escala mundial la construcción de la Autovía Internacional, iluminada desde Montecristi hasta Pedernales, 391 km, un puente sobre el Río Artibonito y otro sobre el Masacre, para que nunca más “se pase a pie”.

2.- Tan pronto inicie la construcción, que sería administrada por fideicomiso, solicite al señor Ban Ki-moon la intervención de sus buenos oficios para lograr la donación a Haití de dos hospitales materno-infantiles colocados a 100 km, distantes uno de otro en la ladera oeste de la vía. Uno donado y administrado por el Reino Unido, que honraría la memoria de Sir Francis Drake, y el otro donado y administrado por Francia para reconocer a Toussaint L'Ouverture, el libertador de sus esclavos. Por supuesto, en esa ladera oeste debe seguir la Misión de la OTAN en Haití (MINUSTAH) para que vigile y preserve la zona.

3.- En la ladera este, que debe vigilar y preservar con celo el ejército dominicano que habla creole y una Comisión de Frontera presidida por usted, compuesta por los ministros de la presidencia, las fuerzas armadas, aduanas, migración, turismo, relaciones exteriores, interior y policía, para que a una sola voz se enmiende la plana en cada situación.

El gobierno otorga facilidades a través del CEI-RD y las PYMES para invertir en instalaciones de la categoría del Caribbean Industrial Park del Grupo M.S.A, y minis Merca-Santo Domingo, ubicados en Montecristi, Dajabón, Restauración, Elías Piña, La Descubierta, Jimaní y Pedernales, “pa’ que se acabe la vaina” de denostar la calidad de los productos dominicanos a través del Lobbying Disclosure mendaz que emprenden las élites haitianas siempre que desean llamar la atención para lesionar a República Dominicana.

Se acabó la oscuridad..., el monte y culebra… y el cruce de maco con cacata y yo desperté del sueño hondo y profundo en que dormía.

 

Sor Angélica, 100 años de vida ejemplar y 75 de consagración religiosa

Cobijadas por el inmenso amor que le prodiga su numerosa familia, las exalumnas del Colegio Quisqueya celebraron llenas de regocijo los 100 años de vida y 75 de consagración religiosa de su querida Sor Angélica, mentora y guía espiritual, a quien rindieron homenaje con la entrega de un pergamino con el siguiente texto:

Querida Sor Angélica

Sus hijas del alma, exalumnas del Colegio Quisqueya nos sentimos regocijadas al celebrar jubilosas a su lado 100 años de vida ejemplar y 75 Aniversario de consagración religiosa.

Hoy más que nunca deseamos agradecerle nueva vez sus valiosas enseñanzas, su amorosa paciencia, disciplina y dedicación para guiar nuestros pasos por el sendero del bien.

¡Felicidades, querida Madre Angélica, y que Dios Nuestro Señor la colme siempre con sus bendiciones!

23 de mayo, 2015

Sus exalumnas:

  • Abreu, Flor de Betania
  • Caba, Estela
  • Cabrer, Rita
  • Cambiaso, María Cristina
  • García, Dolores
  • García, Milagros
  • Gómez, Lilliam
  • Kaluche, Aida
  • Kaluche, Elizabeth
  • Lazala, Josefina
  • Lluberes, Zaida
  • Ortíz, Luisa
  • Pérez, Belkis
  • Quezada, Nelly
  • Quintana, Cristina
  • Ramírez, Eva
 
  • Ramírez, Giselita
  • Rivera, Elba
  • Rivera, Estela
  • Scheker, Luisiana
  • Selig, Josefita
  • Yunes, Olga.
 

Ex alumnos Sor Angelica

El programa de actividades diseñado por tres generaciones descendientes de Félix M. Gómez y María Teresa Estrella inició con una eucaristía oficiada por su Eminencia Reverendísima monseñor Nicolás de Jesús cardenal López Rodríguez, que culmina con la entrega de manos de Monseñor Antonio Camilo a Sor Angélica de la bendición que le otorga el Papa Francisco.

En el hogar ubicado en Las Caobas, Salcedo, República Dominicana y conformado por Félix María Gómez y Teresa Estrella, el día 3 de mayo de 1915 nace una niña a quien le dieron el nombre de Elvira María, la segunda de seis hermanos. Desde niña recibió una buena educación en la fe a través de las vivencias de sus padres, especialmente de don Maman, quien en cada momento le mostraba las manos de Dios en cada una de la cosas, el sol, el nuevo día, la lluvia; en todo él veía y les hacía ver la presencia de Dios. En la casa se rezaba siempre el Ángelus, al finalizar el día antes de la cena y luego se hacía el rosario. Realizó sus estudios primarios en la Escuela básica e intermedia Pedro Fco. Bonó de Salcedo.

Siempre fue muy devota, participaba en actividades de la iglesia, en especial los primeros viernes de cada mes, desde la madrugada en la iglesia del pueblo, era muy cumplida sin que esto le quitara sus compromisos con sus estudios.

Le gustaba mucho la literatura, poesía, la música, pero sobre todo el baile, el cual practicaba bastante, con su hermano mayor Pitite, quien tenía muchas actividades sociales y deportivas a las cuales ella lo acompañaba, en especial a los juegos de pelota, en la mayoría de los casos era madrina de algunos de los equipos. Seguidora fiel, hasta estos días de las Águilas Cibaeñas, siempre atenta a los resultados y conociendo a los jugadores de su equipo.

Sor AngelicaSu decisión de entrar en el convento toma por sorpresa a la familia, pues ella no había dado ningún indicio de esta vocación y según su hermana Natividad, no conocía ninguna monja. Elvira le deja una carta con una amiga, Ana Victoria Cáceres, que en esos días estaba en la casa de vacaciones de sus padres para que se la entregara a Mama Tero, donde le informaba la decisión de entrar al convento, una noticia, en el momento y por la forma en que dio, muy dura, pues se fue sin avisar ni despedirse de nadie.

Siendo muy joven fue nombrada directora de la escuela primaria rural de Palmarito, Salcedo. Allí con la responsabilidad que le caracteriza, se entrega a la obra y no se limita a que los niños y jóvenes aprendan las primeras letras, sino que se empeña en que se capaciten como hombres y mujeres de bien y responsables con sus deberes. Les infunde el amor a Dios y a su patria, los lleva al hogar de sus abuelos, para que tomaran el alimento y ponerlos al día en sus labores escolares. Su escuela fue modelo de organización y ejemplo académico.

Ingresó a la congregación de las hermanas de la Caridad del Cardenal Sancha el 19 de mayo de 1939. Después de su primera formación religiosa, postulantado y noviciado, hace su primera profesión de fe, el 20 de mayo de 1942 y el 12 de agosto de 1947 su profesión perpetua.

Realizó estudios de agropecuaria, ganadería, jardinería, agricultura, maestra normal de segunda enseñanza y posteriormente ingresó a la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña (UNPHU) en Santo Domingo donde obtuvo el diploma de Licenciada en Educación y Pedagogía. En su afán por dar lo mejor de sí y actualizarse participaba en cursos, talleres, seminarios, simposios, conferencias y charlas.

En la congregación, le han sido confiadas responsabilidades varias, entre ellas: maestra, directora de colegios, coordinadora de comunidad, maestra de novicias, consejera general y vicaria general y todas las ha desempeñado con el talante de mujer consagrada que le caracteriza, con dinamismo, creatividad entrega y gran pasión por lo que hace. Es un testimonio para todas las generaciones de la congregación.

¡Quién no recuerda las clases de ciencias sociales con Sor Angélica! Cuántos viajes imaginarios a distintos países hicieron sus estudiantes conociendo el mundo sin pagar un peso, disfrutando todo: desde el arribo del avión, sintiendo el frío de los nevados y las fuertes estaciones del invierno, verano o la tierna primavera con los jardines, arte, arquitectura y todas las maravillas del mundo, gracias a la iniciativa y creatividad de esa maestra tan querida; lo hacía tan real que solo se daban cuenta que había sido una ilusión cuando aterrizaban en la silla del salón de clases. Y qué diremos de las veladas navideñas, fiestas de las madres y de otras ocasiones. ¡Cuántos recuerdos! ¡Cuánta belleza y arte derrochado por esta mujer de Dios!

La personalidad, fortaleza y capacidad y entrega de Sor Angélica le han permitido disfrutar siempre de la admiración, cariño y simpatía de sus alumnos y todo el que la conoce. Se ha distinguido por su espíritu emprendedor, luchador, siempre buscando la armonía en la comunidad, con una gran capacidad de escucha y sacrificio, sus talentos le han permitido llegar muy lejos en la misión. Con una bondad exquisita, un trato delicado y una caridad admirable ha sabido entregarse en alma, vida y corazón a todas las misiones de la congregación, lleva el sello de una auténtica sanchina, radical en sus deberes. Una eterna enamorada de la naturaleza y siempre haciendo sus poemas con gran fluidez literaria.

Su inteligencia, creatividad y espíritu luchador, la han colocado en un sitial importante de la congregación; su amor por ella es admirable. Una gran animadora espiritual. Al cumplir su centenario de vida, la congregación se viste de fiesta y se une para dar gracias a Dios por todo lo que ha recibido de Él a través de Sor Angélica y todas con mucha alegría nos unimos para celebrarlo. De igual manera para su familia ha sido muy especial, lo que dice Sor Angélica se respeta y ella manda. En Cuba y Colombia la recuerdan con gran cariño
y gratitud.

Goza de cariño y admiración por parte de sus alumnos y exalumnos, padres de familia, maestros, quienes tienen latentes en su mente y corazón sus sabias enseñanzas.

sorAngelicaQuerida Sor Angélica, agradecemos a Dios tu vida y le pedimos a Él, que te siga bendiciendo y te la conserve por mucho tiempo, para gozar de compañía y experiencia. Gracias por tu ejemplo y testimonio de tu vida, esto nos anima a entregarnos con tesón a la congregación que tanto amas. Te queremos mucho. ¡Eres alguien muy especial! ¡FELICIDADES!