Inicio Negocios Destinos turísticos trabajan para controlar el pez León

Destinos turísticos trabajan para controlar el pez León

Compartir
sc-pezleon
[ Publicidad ]

Los destinos La Romana-Bayahíbe y Samaná, junto a la acción de organizaciones locales y nacionales, trabajan en el control del pez León, un peligroso depredador de las demás especies marinas.

Con el apoyo de Fundemar, Reef Check, los centros de buceo de la zona, el clúster turístico y la asociación de hoteles, se han preparado planes educativos con el objetivo de impulsar el consumo del pez león, así como competencias de su pesca.

La primera tarea de las instituciones encargadas tiene que ver con el monitoreo del pez, que incluye la supervisión de la temperatura del agua. La Romana-Bayahíbe posee un récord actualizado de la cantidad y los lugares donde se está observando el pez León. En este polo del Este se realizan charlas informales con pescadores para motivar la captura y consumirlo. También charlas para los niños de las comunidades del proyecto UMA, donde se les enseña a través de varios juegos y dinámicas qué es el pez León y cuáles son las amenazas.

Fundemar, en colaboración con Reef Check, coordinó a principios de septiembre dos charlas dirigidas a los pescadores. Rubén Torres, de Reef Check, hizo las presentaciones como parte del programa que ejecuta con The Nature Conservancy en varias comunidades costeras del país. Fundemar participa en el Plan Nacional sobre Pez León que está realizando el Acuario Nacional en representación del destino La Romana-Bayahíbe.

En este momento se coordina la celebración de un torneo de pesca de pez León en la zona, el cual se ha previsto para finales de noviembre, con dos objetivos: realizar una pesca masiva de esta especie, y promover el consumo entre los participantes.

En Samaná, Reef Check lleva cuatro años junto a las escuelas de buceo monitoreando el crecimiento de la población del pez León en las costas. Se ha iniciado un programa de charlas en colaboración con Reef Check, CEBSE, TNC, Medioambiente y además se involucra a los ayuntamientos para que sean parte de la solución.

También se coordina la elaboración de un plan más amplio, que incluirá además a los hoteles para sensibilizarles sobre la importancia de consumir este pescado e incluso crear platillos especiales para promover el consumo. También se prepara un capítulo para los niños siguiendo la experiencia de La Romana-Bayahíbe.