Inicio Pulso Nuevo estudio aboga por una nueva política para impulsar el turismo de...

Nuevo estudio aboga por una nueva política para impulsar el turismo de cruceros en Santo Domingo

Compartir
[ Publicidad ]

En el marco de pasado II Congreso Nacional de Turismo Urbano, celebrado el viernes en el Embassy Suites by Hilton, Jaime Castillo, director de Sans Souci Ports dijo en referencia a las conclusiones del estudio “Impacto Económico de los Cruceros en el Turismo de Santo Domingo”, preparado por Nassim José Alemany para el Clúster Turístico de Santo Domingo, que la República Dominicana tiene mucho campo para crecer en el turismo de cruceros.

Castillo destacó que si se quiere explotar el destino de Santo Domingo como punto clave del desarrollo turístico de la industria de crucero nacional, se deben dar los pasos necesarios en términos de promoción, plan de largo plazo, coordinación gubernamental y acuerdos con líneas reconocidas que ayuden a mover la mayor cantidad de pasajeros al destino con el incentivo necesario.

El estudio, realizado con el apoyo del Ministerio de Turismo Sans Souci Ports, el Consejo Nacional de Competitividad y el Banco Interamericano de Desarrollo, afirma que el país está entre los países caribeños que generan el menor volumen de turistas y de ingresos por la industria de cruceros, a pesar de que cuenta con la capacidad, infraestructura y atractivo histórico para satisfacer la demanda de los turistas de cruceros internacionales.

De igual manera, el informe apunta que las encuestas de opinión realizadas a los visitantes en territorio dominicano revelan que los cruceristas están actualmente más interesados que antes en la riqueza histórica y los museos del país, un punto importante para tomar en cuenta a la hora de formular una estrategia de promoción efectiva.

Una de las principales limitaciones que enfrenta el país, sostiene el estudio, es que no es reconocido en el resto del mundo como un destino de crucero, sino por sus playas y hoteles “todo incluido”.

Para promover los destinos, considera el estudio, los puertos hacen las gestiones individuales directamente con las líneas de crucero, pero hace falta un plan de apoyo y promoción de largo plazo si se quiere impulsar la industria. La labor de promoción del país a través de los organismos oficiales ha generado resultados positivos, pero no ha sido suficiente para fomentar la industria a gran escala. “Países con puertos similares a los de República Dominicana dedican una proporción importante de sus presupuestos para promocionar el turismo, con impactos económicos y sociales significativos”.

El puerto de Santo Domingo enfrenta retos que necesita solucionar para poder aprovechar el potencial económico y social de la industria. El mejoramiento de las condiciones del río Ozama debe ser una prioridad para las autoridades con el fin de mitigar los riesgos que enfrentan los buques más grandes. Además se deberá mejorar la forma en que los turistas se desplacen a las atracciones que están cercanas a las terminales.

“Se estima que por cada 100,000 pasajeros adicionales que lleguen al puerto de Santo Domingo, se generarían gastos adicionales para la zona por parte de los turistas, tripulación y líneas superiores a los US$15 millones, y se crearían más de 230 empleos directos e indirectos con más de US$1 millón en salarios”, asegura.

Los pasajeros que llegan a Santo Domingo no sólo permanecen en esa ubicación. Un tercio de ellos realiza excursiones por todo el país, potencializando el impacto del gasto que realiza un viajero en distintas provincias del territorio dominicano, considera el estudio.

Cruceros-en-Santo-Domingo-2