Inicio Pulso Pedro Martínez ingresa oficalmente al Salón de la fama y República Dominicana...

Pedro Martínez ingresa oficalmente al Salón de la fama y República Dominicana se llena de orgullo.

Compartir
[ Publicidad ]

Vestido con los colores de la bandera nacional y reprensentado por el escudo en su brazo derecho, el ex lanzador dominicano Pedro Martínez fue exaltado este domingo al Salón de la Fama del Béisbol de las Grandes Ligas, en una emotiva ceremonia celebrada en Cooperstown.

Durante su reconocimiento, Martínez, oriundo del pueblo de Manoguayabo en las afueras de Santo Domingo, quien trinunfó en el extranjero, ganó millones de dólares, tres premios Cy Young y una Serie Mundial con los Medias Rojas de Boston, manifestó que espera que su historia sea un ejemplo de superación para todos sus compatriotas.

“Quiero que ustedes de aquí en adelante no vean al Pedro Martínez que consiguió los números, no quiero que vean al Pedro Martínez que entró al Salón de la Fama”, dijo Martínez. “Quiero que me vean como una señal de esperanza para un país tercermundista, para Latinoamérica, alguien a quien pueden admirar y que se puedan sentir cómodos diciendo, ‘estoy orgulloso de ti'”.

En medio de al celebración el ex pitcher llamó al escenario a Juan Marichal, quien estaba sentado entre los otros miembros de la exclusiva fraternidad. Para junto a él desplegar la bandera nacional en la tarima, mientras una multitud bailaba y festejaba al ritmo de güiras y tambores.

Se recuerda el 6 de enero del 2015 como un día histórico para la República Dominicana. El quisqueyano, Pedro Martínez, fue electo al Salón de la Fama de Cooperstown al obtener un 91.1% en las votaciones, siendo el segundo dominicano en lograr obtener el máximo galardón que se otorga a un expelotero, después de su paso por las Grandes Ligas, luego de Juan Marichal exaltado en 1983.

El dominicano jugó en las Grandes Ligas por 18 temporadas. Inició en el 1992 como relevista de los Dodgers de Los Ángeles donde tuvo una salida como abridor; en el 1994 pasó a los Expos de Montreal donde tiene la oportunidad de continuar como lanzador abridor y es con ese equipo que gana su primer premio Cy Young; en el 1998 firma con los Medias Rojas de Boston; en el 2005 con los Mets de Nueva York y 2009 con los Filis de Filadelfia.

En su carrera participó en 476 juegos, 409 como abridor, obtuvo 219 juegos y 100 perdidos, alcanzando una efectividad de 2.93; 3154 ponches y 760 transferencias; permitió 2221 hits incluyendo 239 jonrones, cometió seis balks (movimiento ilegal) y produjo el avance de 62 corredores por lanzamientos desviados.

En dos ocasiones tuvo marca de 20 o más victorias, ambas con los Medias Rojas de Boston: 1999 (23-4) con efectividad de 2.07, líder de la liga y 2002 (20-4) nuevamente líder de efectividad con 2.26. En cinco oportunidades fue líder de efectividad. La más baja fue en el 2000 (1.74), también con Boston.