Inicio Pulso Spyros Vazdekis…República Dominicana le llega al corazón

Spyros Vazdekis…República Dominicana le llega al corazón

Compartir
[ Publicidad ]

 

Pensar en turismo y hoteles es algo que siempre ha estado presente en la vida de Spyros Vazdekis Hernández. Nació y creció en las Islas Canarias, un destino que recibe más de doce millones de turistas al año. Allí estudió y empezó como profesional de un sector, que al igual que en República Dominicana, es el principal motor de la economía canaria. “También de adolescente quise ser piloto de avión y viajar mucho, pero era una carrera cara. Así que vi en el turismo un escape para una de mis grandes pasiones, viajar”, confiesa Vazdekis.

Llegó hace una década, tenía 24 años y ganas enormes de mostrarle al cálido y hospitalario pueblo dominicano todo lo que tenía para ofrecer. Desde el primer momento se sintió bienvenido; como uno más. “No existe rechazo a los extranjeros, es una sociedad sana, honesta y con valores morales bien arraigados”, señala, y luego menciona otros factores que también influyeron en que echara raíces en esta media isla: sus entornos naturales de playa y montaña, a los que califica entre los más bellos que puedan existir.

Hoy es el director de Ventas de VH Hotels & Resorts –que incluye VH Gran Ventana, VH Victoria Resort y Casa Colonial Beach & Spa Boutique Hotel–, empresa dominicana, de Puerto Plata, propiedad de la familia García. Afirma con orgullo y placer que cuando habla de este país lo hace desde el corazón, donde han calado la belleza de los paisajes y el calor del pueblo. Sin embargo, reconoce que no todo es color de rosa. Vazdekis está consciente de los aspectos que atentan contra el mejor desenvolvimiento de la industria turística dominicana.

“Me preocupan el aumento de la criminalidad, la inseguridad ciudadana, el tráfico de drogas… Son cosas que no deberían convivir con el turismo. Los turistas lo piensan dos veces antes de viajar a un lugar donde se perciba criminalidad e inseguridad en las calles. La inflación de los precios tiene que parar en algún momento. Debemos luchar por un clima económico y político favorable que beneficie el crecimiento de nuestra industria”, afirma. Su espíritu ecologista se evidencia cuando aboga porque se siga fomentando el uso de energías verdes en el país.

Estrategias más eficaces

Al referirse al mercadeo en el sector hotelero, Vazdekis apuesta a estrategias que lleguen directamente al consumidor final y que reduzcan la dependencia de las grandes agencias y tour operadores. “Esforzarse en tener un buen canal online bien posicionado en la red y usar herramientas como Facebook y Twitter para socializar son estrategias fundamentales”, puntualiza. Hay que trabajar, dice, en diferenciar y dar valor añadido a la experiencia del huésped, tanto en el hotel como fuera de él. “Se debe integrar a las comunidades y apostar por un turismo sostenible para todos. Turismo y comunidad tienen que ir de la mano”, añade.

El cliente de hoy es una persona informada, se documenta en la red antes de decidirse por un destino o por un hotel. “No se le puede engañar, pues a su disposición tiene todo lo que necesita para tomar su decisión. Internet ha ayudado a que seamos más honestos con lo que vendemos”, afirma el ejecutivo, quien cuenta con casi 15 años en el sector. “No podemos descuidar la reputación online de nuestra empresa. Tenemos que esforzarnos en trabajar en la calidad del producto y del servicio, monitorear los comentarios en la principales páginas de críticas y evaluaciones como Tripadvisor”.

Un viajero tolerante

Como turista toda experiencia es válida. “Hay que sacar las cosas positivas y buenas de todos los lugares y pueblos que visitamos”, señala Vazdekis, para quien todos los lugares siempre tienen algo especial que mostrar, ya sean bellos paisajes, urbes modernas y cosmopolitas con rascacielos, ciudades antiguas, ruinas históricas… “El abanico puede ser tan amplio”, reconoce. Para él los viajes ayudan a ser más ágil a la hora de enfrentar decisiones, a analizar las soluciones para cada cosa. “La manera de pensar es diferente en cada lugar. Al viajar nos volvemos más tolerantes hacia los demás. “Adonde fueres haz lo que vieres. ¿No dice así el refrán?”, expresa con una sonrisa.

Vazdekis pretende concluir este año y todos los que vengan sabiendo que ha dado lo mejor de sí, tanto en el plano personal como profesional. “Trato de mantener a mi manera un balance entre mente, espíritu, salud y profesión. Suena a filosofía china, pero creo que funciona”, asegura. En el ámbito profesional le gustaría terminar el año con crecimiento en los mercados alternativos, en especial el latinoamericano y el ruso. “La realidad es que Norteamérica, mercado sobre todo invernal, se está recuperando. Europa va más lento. Esos mercados alternativos son el camino a largo plazo para tratar de seguir creciendo”, subraya. Después de tantos años de experiencia en el turismo le cuesta imaginarse trabajando en algo distinto. “No sabría decir con seguridad en qué otro sector me hubiera gustado hacer carrera, pero sería donde también haya que interactuar con mucha gente a la vez”, afirma el afable directivo.

UN POCO MÁS DE VAZDEKIS

Trata de disfrutar de la playa y el mar cada vez que tiene oportunidad. Le fascina el malecón de Puerto Plata, sobre todo si en la mano tiene una “Presidente” bien fría o un pote de ron Brugal.

Agradece el apoyo de la comunidad local de agentes de viajes, a los tour operadores mayoristas de Santiago, El Cibao y Santo Domingo, a las agencias de incoming y groundhandlers de todo el país. A ellos les debe en parte haber llegado tan lejos en la industria hotelera dominicana.

“Con los ingleses vine a Puerto Plata, supuestamente por seis meses. Pero me enamoré de esta tierra y 10 años después sigo aquí. Este país tendrá por siempre una esquina con título de propiedad en mi corazón”.